DESIGN THINKING APLICADO A TALLERES DE FORMACIÓN DE EQUIPOS

Design-thinking

©imagen avante.es

Ayer tuve la suerte de asistir, dentro de los La Salle Breakfast’ a un workshop sobre ‘Design Thinking’ que impartió de forma muy divertida @lozanofede = Federico Lozano CEO en Pracademy y pofesor de Innovación en la Norwegian University of Science & Technology (NTNU). Como soy un ferviente partidario de la formación vivencial y utilizo siempre un 80% de prácticas y actividades en mis talleres, creí que, aun siendo interesante el tema, no me sorprendería demasiado. ¡Ja!, sí que me sorprendió y fue revelador, pues aprendí (y quiero aprender mucho más) una nueva manera de potenciar las relaciones entre equipos de trabajo orientados al aprendizaje y, por tanto, de mejorar mis resultados como consultor de formación en empresas, universidades y escuelas de negocio. Aquí te explico …

 

Qué es Design Thinking

Según la invitación que recibí,Design Thinking es una metodología práctica de innovación basada en la experiencia humana que promueve la empatía, la creatividad y la prueba y error. Los ‘Design Thinkers’ toman prestadas las herramientas del diseñador tradicional (visualización, narración, brainstorming, …) y las aplican en diferentes ámbitos: desde el Marketing a la gestión de proyectos empresariales o industriales, pasando por la ingeniería.

‘Design Thinking’ es un concepto que cada vez cobra más importancia en el mundo de los negocios, más allá de la creación de productos. También se aplica a servicios o procesos ante la necesidad cada vez más clara que tienen las empresas de diferenciarse estando en mercados cada vez más competidos”. (hasta aquí el texo de la invitación de La Salle)

¿Se puede aplicar DT a talleres de formación y desarrollo de ideas en equipos de trabajo?

Sí, ciertamente. Entendiendo que la metodología DT puede aplicarse en talleres, igual que el ‘pensamiento lateral’, técnicas de grupo nominal, S.C.A.M.P.E.R., Insights©, brain-writing y otras que conozco y practico, una metodología basada en la innovación y la empatía es, no solo aplicable sino altamente recomendable en talleres de desarrollo competencial de personas. Os doy un par de ejemplos que vivimos en el workshop en el #LSbreakfast de ayer:

Cuenta y baila

Todos de pie, siguiendo a la carrera a Federico Lozano y así ‘despertar’ nuestra energía (llevábamos 15-20’ sentados esperando el inicio del taller) Nos pusimos por parejas (A y B) y nos comunicamos en orden A-B-A-B … con números y movimientos, con resultado de muchas risas y pérdida del pudor inicial ante un/a desconocido/a.

DT design

Como me dibujó mi compañero 😉

Pinturas ‘Neandertales’

A continuación, nos dibujamos el uno al otro durante dos minutos ¡dibujar a alguien con quien te acabas de sentar y del que apenas conoces su nombre!. El dibujo que sale es infantil, parece de neandertales (sin frente apenas…) Lo firmas y lo entregas a tu ‘pareja’. Esto ayuda a conectar con el ser humano, a reír, estar a gusto, bajar barreras …En definitiva: ‘perder el miedo a hacerlo mal’ ‘estar dispuesto/a a… cagarla!’ Nos recuerda Lozano que, los niños, con su método ‘prueba-error’, nos dibujan mejor, destacan más nuestros rasgos predominantes y se acercan más a nuestra realidad pues no tienen miedo a herir al otro con su dibujo.

Preguntas que incomodan

El siguiente ejercicio es un juego de preguntas y respuestas de A a B y de B a A (las mismas 9 preguntas) que poco a poco entran en terreno más personal (la última: “si supieras que te vas a morir esta noche, con ninguna oportunidad de comunicarte, ¿qué es lo que más lamentarías no haberle dicho a alguien? ¿Porqué no se lo has dicho todavía?) El propósito de esta actividad de ‘psicología social’ es el de acortar el tiempo que se necesita para establecer relaciones profundas (en un nuevo equipo ante un nuevo proyecto es necesario sintonizar rápidamente) y trabajar aspectos como el de la reciprocidad y la vulnerabilidad (disposición a abrirnos y exponernos). Nosotros mismos establecemos las barreras que nos impiden conectar.

Mírame a los ojos

Esta última actividad es brutal. Debes mirar a los ojos de tu recién conocida pareja circunstancial, durante 4 minutos y en silencio. ¡Uff! El primer minuto es incomodísimo, no sabes si aguantar, si retirarte, si reír, … Conforme pasan los minutos te vas relajando y entras en sintonía con el/la otro/a. En esta actividad de ‘neurona especular’, practicas la empatía, la conexión con tu pareja, la reciprocidad de nuevo, haces trabajar tus ‘neuronas espejo’ y curiosamente, algunos la llaman ‘Love Story’, pues, cuando se hizo la primera vez en los años 70’, hasta 4 parejas iniciaron relaciones tras estos 4 minutos de mirarse el uno al otro a los ojos.

Puedes ver a continuación el fantástico vídeo cortesía de Soul Pancake

En definitiva, un buen ‘design thinker’ te ayudará a …

  • ver el mundo conscientemente
  • no temer a los pequeños fracasos
  • conectar con los otros seres humanos

Yo voy a desarrollar esta metodología para ayudar a todos los participantes de mis cursos y talleres a conseguirlo. ¿Te apuntas?

Si te ha gustado el post y el vídeo, por favor compártelo. También puedes seguir este blog, estaré feliz de compartirlo contigo. Gracias.

Un pensamiento en “DESIGN THINKING APLICADO A TALLERES DE FORMACIÓN DE EQUIPOS